1280 Almas de visita en nuestro estudio.

[Entrevista] 1280 Almas en Meridiano Radiónica

La actualidad de la música con sus protagonistas en Meridiano Radiónica. Hoy presentamos: 1280 Almas y su 'Marteko Euriak'.

Sin duda el rock colombiano no sería el mismo sin las 1280 Almas quienes con una trayectoria extensa en la música solo han sabido reinventarse. La banda conformada hoy por Francisco Nieto (guitarra), Camilo Bartelsman (Baterista) Fernando del Castillo (Voz) y Juan Rojas (Bajo) nos visitó en Meridiano Radiónica para llevarnos de viaje a través del ‘Marteko Euriak' (2018), su octavo trabajo discográfico.

La ilusión de este nuevo álbum llevó a la banda al otro lado del océano para su proceso de grabación. Además las canciones fueron pensadas y editadas para su edición en vinilo. Les contamos los detalles:

Foto por Radiónica

¿Qué les falta por contar del disco?

Juan: Más que decir, nos falta hacer. Hay que tocarlo más y que salga en acetato porque...
Fernando: Sí porque de hecho es planeado completamente con la forma que tiene de tiempo, que lo limita, es planificado para hacer un acetato y estamos en ese proceso. Se publicó en CD, pero este es un disco que tiene el espíritu de un disco organizado para funcionar como un acetato.  

¿No hubiese sido mejor esperar? ¿Qué los llevó a lanzarlo el año pasado?

Camilo: No, pues que ya lo teníamos ahí guardado hacía un tiempo, había que sacarlo. Lo del acetato no pasa nada si uno lo cada después. No tiene que salir todo al tiempo.

Si tuviéramos que escuchar una sola canción del disco, ¿cuál sería?

Camilo: ‘El beso del aguacero’
Fernando: ‘Herencia’
Juan: ‘La cuna macabra’
Francisco: Es difícil porque el disco tiene muchos tópicos y eso es lo que hace que suene así. Es una pregunta muy difícil que nosotros habíamos hablado entre nosotros y tampoco estábamos de acuerdo. De hecho, cuando eligieron ‘Salvaje Vagabundo’ como canción del año para nosotros pudo haber sido ‘El Viejo’ o ‘El Asteroide’ una que todavía no ha sonado en radio.

¿No hay una canción en el fondo que la gocen cantando y que digan ‘esa es la canción en la que todos vamos’?

Camilo: A mí me gusta tocar mucho en vivo ‘Asteroide’
Fernando: A mí me gusta, si nos ponemos en el plan de cómo se siente tocarla, me gusta ‘La ruta del Asteroide’
Juan: Lo que pasa es que el disco es renovado.

¿No es muy difícil ver la música con números?

Fernando: Sí y fue chérvere, fue una experiencia interesante y divertida porque tuvimos que empezar a ser sintéticos y estudiar las canciones a ver en qué parte eran superfluas en aras que el tiempo nos diera, y eso hizo que las canciones fueran más concretas y mucho más completas. Hubo un ejercicio después de la composición que fue ese ajuste, las benefició porque hizo que quedaran mucho mejor.

¿Todos estuvieron de acuerdo en el ajuste? ¿Quién fue el ‘Genio Matemático’?

Juan: pues es que cuando empezamos a hacer las averiguaciones de cómo se hace el corte del acetato, nos dieron unos tiempos. Se habló de sacar dos canciones pero íbamos a entrar a en discusiones de gusto, entonces salía más fácil cortas las canciones, hacerlas más concretas, quedaron armadas en lo justo, no tienen coros de más o la intro muy larga, sino suficiente.  Hoy en día uno tiene mucho espacio para hacer basura, cuando uno está metido en un formato pues lo obliga a hacer cosas más conceptuales.
Fernando: Fue trabajar a la antigua, seguramente eso les pasaba a todos los que hacían acetato.

¿Y la forma de grabación fue a la antigua o ustedes fueron muy tecnológicos?

Juan: el disco es completamente análogo, no se grabó a cinta pero se grabó de manera análoga solo que el formato es digital. Se grabó a la vieja usanza por pistas y todo en vivo.

¿Este es el disco perfecto para ustedes? ¿Es el que soñaron?

Fernando: No sé si sea el disco perfecto, yo creo que van a haber más discos pero sí es un momento de la vida interesante, hicimos cosas que habíamos querido mucho tiempo y no habíamos podido hacer, corrimos riesgos bien peligrosos como irse a hacer el disco a un país muy lejano. Encajamos en una cultura musical que no es la colombiana, encajamos en términos sonoros y nos da pie para creer que podemos hacer otro disco así y eso musicalmente significa cosas muy cheveres.

¿A dónde se fueron? ¿De quién fue la idea? ¿Se encerraron o permitían que los sonidos de afuera los visitara al estudio?

Juan: Fernando estaba bravo y nos fuimos a Europa.Hicimos un scaneo de lugares donde podríamos grabar, pensamos en EEUU, pero hay muchas limitantes
Fernando: Además acababa de aparecer en escena Trump.  
Juan: Resultó entonces el País Vasco que además ha resistido invasiones culturales más que políticas, han defendido su cultura, tienen su propio idioma. El punk y el rock vasco nos ha influenciado mucho. Decidimos ir a grabar allá y al estudio de Aritz Arregi es ahí metido en las montañas.

¿Qué significa 'Marteko Euriak'?

Fernando: El disco se iba a llamar Lluvias de Marte, es una frase de una canción. Hay un gran tema subyacente que de hecho, sigue siendo un tema recurrente en nuestras conversaciones ‘El Apocalipsis’. Esa habíamos decidido que era el nombre del disco y estando allá, tomando cañas en el bar del pueblo, nos estaban mostrando música, de repente se nos ocurrió preguntar cómo se decía ‘Lluvias de Marte’ en el idioma y no tuvimos que pensarlo, ese quedó.   

¿De esas canciones que quedaron creen que es la mejor selección? ¿Sacarían alguna?

Francisco: Dijimos “vamos a parar de componer” para grabar y hacer demos. Los últimos dos temas se colaron porque dijeron que nomás cuando íbamos en 12. Aceptaron las últimas dos porque no queríamos sacar ninguna.

¿Planearon el orden de las canciones y sus nombres como una historia o no le prestan atención a eso?

Juan: Hay unos criterios de selección, Pacho y Fer se encargaron de un orden pero el disco si tiene una unidad porque lo escribimos en bloque y se convirtió en una unidad conceptual en la letra, el tipo de música. Lo hicimos con mucho juicio, mucho respeto por las canciones y cómo iban surgiendo. Ya en el momento final hubo mucha unidad.
Fernando: se puso monográfico solo en un momento dado, como si se hubiera convertido en un organismo, empezó a suceder.Logramos percibir que habia un tema subyacente musicalmente y en los conceptos de las letras

¿Volverían a trabajar de esta manera?

Francisco: Lo malo es que es muy caro, pero sí quedé satisfecho con todo. La experiencia nos hacía falta y decantó muchas cosas de nuestra amistad y nuestra vida personal. Probablemente haya otra experiencia, igual no podemos devolvernos. Esto marca un estandar que ya no podemos bajar.

¿Más allá del limitante del tiempo y el dinero hubo crisis de ensamble cuando se llevaron las canciones?

Fernando: La crisis fue antes del disco, implicó incluir a Pacho como un nuevo integrante pero luego todo empezó a fluir de manera increíble. Fue una renovación muy productiva.

¿Cuál fue la canción más fácil y más complicada desde la escritura hasta la grabación?

Juan: ‘Salvaje Vagabundo’ fue lamás grave, pero ’Herencia’ ‘Barricada’ fueron lasmás difíciles. Es un reinterpretación de la idea como 1280 Almas. Pacho le dio una vuelta, la hizo posible.
Fernando: Cuando Pacho llegó teníamos a medio componer 2 canciones, iba al cementerio de las canciones y ahora existen porque le encontró la comba al palo.

Las Almas seguirán tocando el disco, el próxima show está pensado para todas las edades y compartir las 14 canciones del álbum. Vendrá un gira por europa y como ellos dicen "Toques de las Almas", ellos en el escenario en compañía de todas sus historias. Esa es ahora su ruta: seguir buscando escenarios para el  'Marteko Euriak'.

Una playlist por 1280 Almas

Estas son las cacniones que la banda ha querido compartir con todos ustedes, sonidos nacionales e internacionales que acompañan sus días.

¿Qué te pareció este contenido?

Tú votaste 'Me da igual'.

Para comentar debe Register

Enviar