Conciertos “Drive-in”, una alternativa para la industria

En Dinamarca se celebró con gran éxito el primer concierto de este tipo y, por ahora, parecer ser el futuro de la música en vivo.

Debido al distanciamiento social obligatorio y buscando aplanar la curva de contagios por el Covid-19, en Europa está en tendencia realizar conciertos en formato 'drive-in' (conciertos en el auto), muy al estilo de los autocines que nacieron en 1954 en Nuevo México con la apertura del "Theatre de Guadeloupe", donde las personas podían disfrutar del cine desde la comodidad de sus automóviles.

En el mundo, la música en vivo se ha anquilosado durante varios meses y, por el momento, es incierto cuándo será posible asistir de nuevo a un concierto. Recientemente, un grupo de artistas han presentado una solución para reiniciar la industria de la música en vivo, considerando al Live Drive-In como una oportunidad para permitir que los artistas vuelvan a tocar en vivo frente a una audiencia.

En Dinamarca, por ejemplo, el músico Mads Langer ofreció un concierto con entradas agotadas para 500 personas en sus coches en las afueras de Aarhus. La dinámica consistía en disponer un lote enorme para los coches; las personas debían encender la radio de sus vehículos para escuchar la música interpretada desde el escenario y ver desde sus asientos al músico tocar a pocos metros de ellos; todo se realizó de día para evitar utilizar luces que implicaran un trabajo de producción mayor.

“He hecho muchos conciertos en mi vida, pero éste es realmente un comienzo”, expresó Langer durante su actuación a Forbes, publicación que señala que, en un momento dado, un fan subió al escenario a bailar con el músico.

Según los organizadores, todo se hizo de manera segura y ordenada, desde la llegada del público, la presentación, hasta el abandono del área del concierto. Este es solo el primero de una serie de conciertos que se celebrarán en la misma área, que también alberga las proyecciones de películas más tradicionales del país. A continuación, puede ver cómo fue el evento.

 
 
 
 

 
 
 
 
 
 
 
 
 

Mini reportage fra i fredags 🚗🎶❤️✨ @dr1tv

Una publicación compartida de Mads Langer (@madslanger) el

En Alemania también se replicó la iniciativa y se consideró un éxito; alrededor de 250 coches con dos ocupantes cada uno, se aparcaron en el estacionamiento del Club Index de Schüttorf; de esta manera miles de personas, pudieron disfrutar de un evento liderado por el dj holandés Devin Wild, quien también ha compartido imágenes del evento en sus redes sociales. 

Asistir a un concierto desde el vehículo puede parecer una actividad de antaño e inverosímil, pero por ahora y de acuerdo al contexto sanitario actual, este es el futuro de la industria musical y es la alternativa más prometedora y adaptativa para poder volver a disfrutar de la música en vivo, con la seguridad del distanciamiento social y mitigando las probabilidades de contagio del virus.  “Con mi primer concierto Drive-In, trato de adaptarme a la nueva realidad como artista intérprete o ejecutante y, con suerte, esparcir un poco de música en sus autos”, declaró Mads Langer en sus redes sociales.

 

 

¿Qué te pareció este contenido?