Nueva música: Los Planetas + Niño de Elche son 'Fuerza Nueva'

'Los campanilleros' y 'Santo Dios' son los dos sencillos que a través de El Ejército Rojo han sacado Los Planetas + Niño de Elche.

2019 es el año de una de las colaboraciones más esperadas del panorama más flamenco del indie español, Fuerza Nueva es el proyecto en el que Los Planetas y Niño de Elche han unido sus fuerzas, también sus referencias e intereses.

La banda referente del indie español y el cantador más iconoclasta de la actual escena musical española (a quien escuchamos hace poco acompañando a C. Tangana con su guitarra en el bolero Veneno), estrenaron su proyecto en enero con Los campanilleros, canción que rebosa, por donde se le mire, de esa dualidad con la que bien saben jugar los artistas implicados en Fuerza Nueva: por un lado, nos muestran a la España tradicional y religiosa, y por el otro, a la más política y libertaria.

Los campanilleros es la reversión que Los Planetas y Niño de Elche han hecho de un tema con origen en el imaginario religioso y próximo a las festividades invernales: "La melodía que se ha popularizado bajo ese nombre viene del cante de los auroros, grupos de voces e instrumentos que acompañaban al Rosario de la Aurora y que se han ido acoplando a las fiestas del ciclo invernal, alrededor de la festividad del día de los muertos, entre octubre y noviembre y entre la Inmaculada Concepción y las postreras Navidades. En origen está emparentado con los cantos de animas, alrededor del día de difuntos, afines a las tradiciones gallegas de la Santa Compaña que, poco a poco, se han ido desplazando hacía lo navideño."

El video, dirigido por el cineasta Andrés Duque (Carelia: International with Monument, 2019) evoca a los grandes olvidados del cine de vanguardia español, quienes hicieron valer sus voces a pesar de la opresión durante el Franquismo.

Los campanilleros, primer sencillo de un disco por venir, fue popularizada por Niña de la Puebla, una de las más grandes cantadoras de flamenco y de copla andaluza, y además de su entrañable canto y su bucólica letra, tiene detrás una historia que ha sido mitificada: Se dice que durante la Segunda República y la guerra civil española, la Niña de la Puebla la interpretaba con una letra afín a la causa republicana y libertataria; y en los actos del sindicato de trabajadores, CNT, el público le pedía “la otra letra”, la de los “Campanilleros de la libertad”, que incluía citas como “Y en la cárcel están sin comida los anarquistas que un día, a la España esclava querían libertar”, letras que según investigaciones de miembros de CNT provenían de las viñetas de los grabados de Manuel Torre, cantador gitano de flamenco apodado "Torre".

Los Planetas Niño de Elche grabaron Los campanilleros en abril del año pasado en el Refugio Antiaéreo, estudio que ocupan Los Planetas en Granada. La portada fue creada por Javier Aramburu y reza “Producto español”, y su videoclip fue ideado por el cineasta Andrés Duque, qambos, también detrás del arte del nuevo lanzamiento de Fuerza Nueva: Santo Dios, en el que el proyecto reflexiona sobre el nacionalismo aprovechando el Día de Andalucía, que se celebra hoy, 28 de febrero.

Santo Dios es también una reversión, esta vez de la canción popular en la que se basó -tomando la melodía, la métrica y el espíritu- el ensayista, notario y "padre de la patria andaluza", Blas Infante, para la composición del Himno de Andalucía.

La historia completa de la canción la cuenta Fuerza Nueva en un texto que han subido a su página web, y la etnomusicología revela que Infante se basó, estableciendo una conexión con el himno de Cataluña, en una canción que los segadores del pueblo sevillano de Cantillana cantaban para agradecer a Dios las buenas cosechas: "No puede ser casualidad que eligiera como modelo esta canción de segadores cuando Els Segadors, que será himno catalán, representaba una notable enseña. Las burguesías capitalistas que operaban en Catalunya, el País Vasco, Galicia o Andalucía tomaron el nacionalismo como una forma de asentar su modelo de sociedad."

Para el videoclip de esta segunda entrega, Andrés Duque utilizó material de archivo con imágenes de domadoras de leones (en alusión al Hércules del escudo Andaluz), también imágenes de hipnotizadores, ilusionistas, sanadores con sus seguidores, "los que ven pero no observan", y encontrarán además en esta pieza el brazo de Franco que se eleva, "la virgen del Rocío les devuelve la mirada y ellos caen en un trance religioso".

Los Planetas son un grupo de himnos, y el Niño de Elche es un flamenco que ha roto con ganas las fronteras y los esquemas, y en sus historias musicales ambos proyectos se han visto atacados por los convecionalismos y radicalismos del arte, mejor dicho, de los públicos que creen que el arte es estático, quienes quieren encerrarlo y conservarlo en ese estado de "pureza" que se han inventado omitiendo que todo ha sido resultado de una mezcla infinita de culturas y tradiciones, que a su vez han sido manipuladas con intereses políticos y militares. 

Pero en Fuerza Nueva (nombre que paraliza y previene de entrada por aquel partido político español de extrema derecha fundado en 1976 y desaparecido en 1982) las intenciones que tienen estas leyendas actuales de la nueva música española es reinventarse la tradición, esa que consideran una invención como cualquier otra: "Traicionar la tradición con una nueva traducción, ese era el lema de Enrique Morente. ¡Y aquí estamos y aquí nos convocamos! Todos a coro. ¡Himnos! ¡Canciones de amor! ¡Eficaces estribillos! ¡Todo lo que seamos capaces de cantar juntos y a pleno pulmón!".

Los Planetas + Niño de Elche es una colaboración soñada, siguen siendo los legendarios 'Planetas', pero junto al Niño de Elche nos proponen repensarnos la historia. Cada canción de Fuerza Nueva es en sí un llamado a la acción, una pieza de arte que incomoda y propone, cargada de historia, y también de guitarras. Un proyecto pesado, un supergrupo, robusto, con ideas claras y acciones determinantes desde el mejor lugar para buscar una transformación: las artes. 

¿Qué te pareció este contenido?