Foto por Miriam Music Media

Concierto de Love Of Lesbian demostró que es posible hacer eventos multitudinarios

Solo se registraron seis contagios y cuatro sucedieron después del show.

El 27 de marzo la banda española hizo lo que muchos pensaron era imposible durante la pandemia, un concierto para cinco mil personas sin distanciamiento social. Tras un análisis de los resultados de este piloto, el doctor Josep Maria Llibre de la Fundació Lluita contra la Sida i les Malalties Infeccioses i l’Hospital Universitari Germans Trias i Pujol informó que el evento no fue un foco de contagio y 14 días después solo se registraron seis casos de COVID-19. 

A estas personas contagiadas se les hizo un seguimiento que determinó que cuatro se infectaron después del concierto y de las otras dos no se tiene claridad, y según el doctor Llibre: “analizando los datos disponibles, las posibilidades de que estas personas se hubiesen contagiado en el acto son mínimas”.

Los asistentes a este concierto tuvieron que hacer pruebas de antígenos y usar tapabocas FFP2 durante toda la presentación. Y si bien estos resultados producen una gran esperanza para poder regresar a los eventos multitudinarios, esto no significa que se puede cantar victoria del todo porque hay muchas variables a tomar en cuenta. Para empezar el éxito de esto depende de la cantidad de pruebas de antígenos que se puedan tomar y la velocidad y veracidad de sus resultados. Además también se cuenta con la buena voluntad y disciplina del público. 

Pero más allá de las dudas que este experimento genera, hay un un resultado muy positivo y es que empieza a mostrar las primeras pistas para hacer protocolos exitosos y eficientes que permiten regresar a la música en vivo. Por ahora se espera que durante el verano en España se hagan más de estos pilotos pero a la larga son las autoridades sanitarias las encargadas de crear dichos protocolos. 

¿Qué te pareció este contenido?