Un viaje a la nostalgia: conozcan el museo de Winamp

Más de 65.000 máscaras de Winamp están expuestas en este museo digital

 

En 1997 el hacker Justin Frankel, en compañía de Dmitry Boldyrev, crearon un software que fue imprescindible para una buena cantidad de melómanos empedernidos y sedientos de escuchar la música que tenían en sus computadores. Winamp fue el nombre de ese reproductor multimedia que funcionaba en Windows y  permitía poner a sonar los archivos mp3; además, tenía otras funciones que llevaron la herramienta a otro nivel: permitía la creación de listas musicales y tenía disponible la función aleatoria. Winamp, en resumidas cuentas, puso los primeros ladrillos para cimentar lo que hoy conocemos como Spotify, Deezer o iTunes. 

Al poco tiempo de su creación se convirtió en una de las plataformas más descargadas para escuchar música, tanto así que en 1999 AOL,  la empresa de servicios de internet y medios con sede en Nueva York, no dudó en comprar el software y pagó 80 millones de dólares.

Luego de su época dorada y el cierre definitivo en el 2013, los usuarios más nostálgicos no solo lo recuerdan como un programa necesario para escuchar música, sino que se ha quedado grabado en la memoria por su función de “skins” o “máscaras”, la cual permitía personalizar la interfaz con distintos diseños, convirtiéndose en uno de los primeros programas en presentar esta opción. 

Por eso, Jordan Eldredge, un ingeniero, ha decidido darle un regalo digital a todos esos amantes de la nostalgia y lanzar el The Winamp Skin Museum, una página donde recopila más de 65.000 máscaras que en su momento tuvo la plataforma. Lo más interesante es que también da el chance de descargarlos y usarlos en emuladores de Winamp. 

Aquí pueden viajar al pasado y hacer este viaje a la nostalgia:

       

 

¿Qué te pareció este contenido?