Viaje al interior del universo 'Madafunkie'

Viajes, giras, exploración, formación y expresión. Estas son algunas de las palabras que a la vez podrían ser componentes fundamentales de Madafunkies, el segundo disco de los Crew Peligrosos.

Y es que esas 16 canciones que lo integran están permeadas de tantas experiencias que es difícil sintetizar en pocas palabras un disco tan diverso y con mensajes tan contundentes.

Lo que sí está claro es que este crew tenía mucho qué decir. Tanto así que crearon una palabra para describirse a sí mismos: madafunkie. Y en sus propias palabras, “un madafunkie es alguien que se arriesga, que tiene carácter, que tiene su ego pero también tiene una sensibilidad. Un madafunkie puede ser cualquiera, lo más importante es que tenga su identidad”. Y la identidad de estos madafunkies está plasmada en cada canción. Letras que hablan de cómo ven la ciudad, de cómo aman, de cómo sueñan, de cómo sienten esta tierra, y de cómo les duele cuando otros dejan de construir para destruir, están arropados por los beats funkies, dubsteps y salseros, influenciados por ese sonido que han encontrado en cada festival, tarima y lugar que han visitado a lo largo de los años.

La palabra como tal nació de P-Flawor, y según él, la idea es que fuera algo rudo pero a la vez divertido. Con Gimme Da Beat nació el disco, que desde su concepción se pensó como un álbum que se saliera un poco del Boom bap característico del Hip hop, y recogiera todos esos sonidos que han escuchado, conocido, y de los que se han enamorado, no solo de afuera, sino de adentro. Otro detalle importante en la concepción de este disco, es que todo salió del propio Crew: “A diferencia del disco anterior, que fue producido por Toy Selectah, y donde los beats fueron creados por Jr Ruiz, este álbum fue compuesto, grabado y producido directamente por nosotros. En él debutan Rat Race y Kay D como beatmakers, y hay grandes aportes de Hunter en la producción musical”. Cabe mencionar lo importante que ha sido el proceso de formación desarrollado por ellos mismos en su escuela, 4 elementos, para la consolidación del grupo, ya que Rat Race, Kay D y Hunter hicieron parte de la misma y allá se empezaron a formar en el Hip hop.

Madafunkies es un paso importante para los Crew Peligrosos en muchos aspectos, y para ellos se separa de Medayork, su ópera prima, en la concepción de las estructuras líricas, la incursión en ritmos que antes no habían explorado, y en hablar de muchas cosas que pueden ser más personales, dando un paso más allá en la concepción del mundo desde los zapatos del grupo. Para ellos, “de las cosas que más resaltamos de Madafunkies es la contundencia de este Crew, y ese riesgo que puede sentirse al proponer un sonido”.

Estas canciones son el resultado de 6 meses de trabajo (aunque algunas de sus letras pudieron haber nacido años atrás), donde guiados por un concepto crearon este universo que no es más que la radiografía de la forma de pensar y sentir de un Crew que se la ha jugado por la independencia, la autogestión, y que tiene mucho más por dar y muchos más sonidos por crear: “Madafunkies es solo el comienzo, tenemos muchas canciones, de hecho, desde ya estamos trabajando en lo que será nuestra próxima producción, que va recoger esas sensaciones que tuvimos en la gira de La mera vuelta por toda Colombia”. Todavía nos falta conocer más de ese Crew Peligrosos que nos sorprendió en Marcapasos. Esa deuda todavía está por saldar  

¿Qué te pareció este contenido?

Tú votaste 'No me gustó'.