Un Systema Solar tropical en las orillas del Danubio

Un Systema Solar tropical en las orillas del Danubio

Así fue la presentación de una de las agrupaciones de la casa en el festival cultural y musical más importante del verano europeo.

Budapest, Hungría, Europa del Este, Festival Sziget, 21:30 horas. Sobre el escenario 5 astronautas aterrizaron, su ruta europea los ubicaba en esas coordenadas. En cuestión de segundos empezó a sonar La Esquina del Movimiento, conectada magistralmente con Mi Karibe y La Rana. Sí, en minutos la atmósfera del lugar cambió, era un paisaje lleno colores y sensaciones de vértigo y ritmo, llegaba Post Macondo a ese espacio, eran las historias del Systema Solar, los sonidos de un paisaje espacial lejano que a través de la teletransportación musical lograban convertir el frío Danubio en un paraíso tropical.

Sobre el escenario Jhon Primera, Índigo, Daniboom, DJ Corpas, y Andrew, acompañados desde la nave nodriza por el magistral “Nico Romero” (Ingeniero de Sonido), lograron convertir a Budapest en un sueño caribeño, espacial, onírico. Tras las primeras 3 canciones, el repertorio del concierto continuó sorprendiendo a los asistentes, entre idas y vueltas, más de 5000, quienes en el Worl Stage del Sziget, tenían la curiosidad de conocer esos nuevos universos sonoros de Latinoamérica. Sonaron, con honores, Sin Oficio, Indio Guerrero, MajagualMi Kolombia.

Una tercera parte del viaje espacial post macondiano inció con un tema que definitivamente marca diferencia en el repertorio: Rumbera, canción número 1 del #RadiónicaTop25, canción cadenciosa y generosa en proporcionar felicidad. Posterior a la misma, los asistentes del Sziget escucharon un bloque sonoro sólido conformado por las canciones Oye, Qué Pasó, Tumbamurallas y El Amarillo.

Después de 12 canciones, impecables en su interpretación, con una limpia y clara proyección de sonido, acompañadas por un original soporte audiovisual, la banda realizó la última parte del concierto, iniciando la misma con una de las canciones con mayor aceptación en la audiencia, ¿Quién es el Patrón?, para seguir con Yo Voy Ganao, El Botón del Pantalón y cerrar con Bienvenidos, tracks que lograron crear un concierto contundente y sencillamente inolvidable.

Sí, las orillas del Danubio se transformaron en un paisaje cercano al Río Magdalena. La magia existe, tenemos, en las coordenadas del universo, un nuevo Systema Solar que se mueve al compás de los sonidos de Post Macondo.

Vean también: Su majestad Muse se presentó en Sziget

¿Qué te pareció este contenido?

Tú votaste 'No me gustó'.

Para comentar debe Register

Enviar