Trueque ecológico para transportarse en Beijing

La capital de China hace una apuesta ecológica al promover el cambio de botellas plásticas vacías por pasajes de metro. 

Las estrategias para contrarrestar los efectos de la contaminación al medio ambiente han dado cabida a grandes ideas. Un nuevo caso es el de la ciudad de Beijing, que desde este año le apuesta a una solución ecológica innovadora y práctica para deshacerse debidamente del plástico. 

Se trata de una implementación realizada por la compañía de reciclaje Incom, la cual ha instalado máquinas recolectoras de botellas plásticas en dos estaciones del metro de esa ciudad. En ellas, los usuarios depositan envaces vacíos, esperan 20 segundos a que estos sean comprimidos, y reciben dinero a cambio para comprar pasajes.

Esta novedosa estrategia se encuentra en periodo de prueba y hasta el momento solo hay cuatro máquinas instaladas en las estaciones de Jinsong y Shaoyaoju, en la línea 10 del metro. 

La página China.org.cn informó que con el aporte de una botella de tamaño promedio, se obtiene entre 0,5 y 0,15 dólares para recargar la tarjeta con la que se accedee al servicio de transporte. Se calcula que se nesesitan, aproximadamente, 15 botellas para costear un pasaje que permita al usuario viajar por cualquiera de las estaciones del metro de Beijing. 

El sistema de transporte masivo de la capital de China mueve en promedio, a través de 17 líneas y 270 paradas, unos siete millones de pasajeros.  

Incom visualiza esta idea ecológica como un proyecto a futuro, y piensa expandirlo, con 3000 máquinas más, a todo el resto de estaciones del metro, así como a paradas de autobuses, centros comerciales, áreas residenciales y escuelas, instalando versiones especiales adaptadas para niños.

En total, el sistema actual de reciclaje de Incom en la capital de China, recibe unas 50 mil toneladas de botellas plásticas que son reutilizadas, lo que equivale a ahorrar casi 300 mil toneladas de petróleo.

La República Popular China es uno de los países con mayor contaminación del planeta. Solamente las industrias de Beijing, utilizan alrededor de 200 mil toneladas de petróleo para la producción de botellas de plástico. 

Más información de medio ambiente en Recodifica

 

¿Qué te pareció este contenido?

Tú votaste 'No me gustó'.