Radiónica presente en el Festival Unirock Alternativo 2015

Ya que somos la casa de los sonidos colombianos, llegamos cumplidos a la cita sonora que propone la ciudad de Cali y nuestros amigos de los 94.5 FM. Estamos en la séptima edición del Festival Unirock Alternativo, un espacio que en definitiva evoluciona con los años y que nos ha enseñado de tolerancia y diversidad sonora.

La gran sorpresa de esta edición hasta el momento ha sido encontrar propuestas emergentes en la tarima alterna llamada Ascenso. Allí se notó que la música y los personajes deben renovarse y que la nueva generación de música caleña tiene mucho por mejorar, pero también por ofrecer. Propuestas como The Dirty Rooster y 30 Watts, nos susurraron al oído entre canciones nuevas, propuestas frescas y rostros jóvenes.

A esta misma tarima se asomó el soul, el reggae y el hip hop con la banda Black Diamond. Ellos sí que supieron sorprender con una impecable interpretación vocal y canciones construidas desde el sentir del folclor Pacífico. Quizá con propuestas como las anteriores estemos construyendo el futuro del sonido alternativo colombiano, una agrupación que hay que seguir en el radar.

Luego la tarima principal tomaría protagonismo con el sonido reggae y el arribo desde Popayán de La Jacaranda. Esta propuesta de reggae folclórico y experimental llamaría la atención por el styling, el performance en vivo y su directa influencia de tradición indígena. Pero el reggae no pararía ahí, pues desde Palmira, Raíz Urbana demostraría por qué en la actualidad es una de las propuestas más respetadas de la escena regional. En su sonido reggae no sobró el rock, las distorsiones, y menos, la crítica social en sus letras.

La noche llegó y rompió el silencio con el thrash metal de la agrupación Sagros, una propuesta contundente en sonido, con buenas guitarras y una conexión increíble con el público. Las manos arriba fueron el común denominador en sus 40 minutos de concierto.

Desde Bogotá, Donna Pierrot dictaría una lección de teatralidad en escena y daría paso con su música a las bandas internacionales de la noche: Zanttos, con un rock guitarrero llegado desde México y Puño de Ecuador, que mostraría lo mejor de su rapcore contestatario.

Un buen inicio de festival, con un público atento y respetuoso que a través de la diversidad salvó el mundo desde un evento que dio el paso, y entendió que los encuentros musicales deben sobrepasar precisamente eso, la música, y deben convertirse en lugares de entretenimiento, de encuentro con los amigos 


 

¿Qué te pareció este contenido?