Lates: trastornos sexuales

Lates, Sexualidad Responsable, nuestra sección de Días de Radio, trae a la médica sexóloga de Profamilia, Nereyda Lacera, para contar y aclarar dudas sobre trastornos sexuales.

Los trastornos sexuales se dividen en dos tipologías, conocidas como disfunciones y parafilias. En el caso de las disfunciones, las más conocidas son: disfunción eréctil, eyaculación precoz y anorgasmia; trastornos asociados a la respuesta sexual.

Por otro lado, las parafilias, conocidas como aberraciones o perversiones, hacen referencia a los problemas sexuales que se salen de la cotidianidad. Algunos casos revelan una connotación patológica enfermiza y otros, que a pesar de ser rechazados socialmente, no poseen una condición patológica. 

Las parafilias más comunes son: froterismo, exhibicionismo, voyerismo, sadomasoquismo y zoofilia.

Según la doctora Nereyda, las personas llegan a tener estos trastornos cuando su proceso de desarrollo sicosexual entre la infancia y la adolescencia, no fue el apropiado. Las carencias afectivas, niños no atendidos o no amados por sus padres, experiencias sexuales traumáticas, y una educación sexual inculcada de forma negativa, generan un desarrollo distorsionado y pueden dar origen a las parafilias. Básicamente, su origen son necesidades primarias insatisfechas.

Cuando las personas son diagnosticadas con cualquier tipología de los trastornos sexuales, deben calcular el nivel de molestia que les causa la disfunción o la parafilia a nivel personal y de su entorno, para luego acudir a un sexólogo o psiquiatra y ser tratado con terapias conductivas, o dependiendo del caso, con fármacos.

"Las parafilias no se curan, pero si se encausan para que no afecten la vida personal y las relaciones con el entorno del individuo."

Para saber más sobre este tema los invitamos a escuchar la entrevista completa aquí:


profamilia.org.co

¿Qué te pareció este contenido?