La maravillosa historia de "Beasts of the Southern Wild"

Algunas películas llegan a la retina del espectador y van directo al corazón, sin escalas, sin anestesia, sin compasión. Por @profeastronauta

El director norteamericano Benh Zeitlin ha creado una historia que valida esta teoría, y si "Beasts of the Southern Wild", es una realización cinematográfica entrañable, llena de humanidad, solidaridad y poesía. Estamos no sólo ante un nuevo gran creador artístico, también nos encontramos ante una actriz gigante, Quvenzhané Wallis, una niña que sabe convertir el cine en el escenario de nuestras vidas.

Como parte de la sección "Gemas" del festival Internacional de cine de Cartagena, "Beasts of the Southern Wild" valida la capacidad que tiene el séptimo arte de convertirse en el espejo de nuestras vidas, sueños y de alguna que otra pesadilla. La realización cinematográfica cuenta la historia de Hushpuppy, una niña de 6 años, interpretada por Quvenzhané Wallis, quien debe sobrevivir en un contexto de vida difícil en un pantano ubicado en la rivera del río Mississippi, en el lugar ella convive con su padre, un hombre enfermo, lleno de fantasmas y desilusiones y por otra parte, vive marcada por la ausencia de su madre. Una historia que suele ocurrir en el mundo, inclusive, en la propia entraña del sueño americano.

El cine tiene sus propias "Gemas" y el Festival Internacional de Cine de Cartagena sabe encontrarlas. ¡Es chévere pensar en voz alta, a nosotros también nos gustan las historias del cine! 
 

¿Qué te pareció este contenido?