Foto de Manuela Uribe/ Cortesía Festival Estéreo Picnic

The Killers en Estéreo Picnic: como si fuera la primera vez

La tercera presentación de la agrupación de Las Vegas en Colombia dejó en alto el nivel de espectáculos en el Festival Estéreo Picnic. Un show con todos los ingredientes posibles para disfrutar de la música en vivo sin importar la lluvia. 

Voy a empezar por contarles algo. Mi historia con The Killers en vivo ha sido más bien desafortunada. La primera vez que vinieron a Colombia, en el 2009, presentando su tercer álbum Day & Age (2008), me fue imposible ir a verlos, no tenia capacidad adquisitiva para costearme su presentación en el Parque Jaime Duque en Bogotá. Me pesó tanto esa noche del 15 de noviembre, que, recuerdo me quede dormida escuchando a todo volumen el fabuloso Hot Fuss (2004) y cada vez que los escuchaba pensaba que ya no habría manera de verlos en vivo, no por lo menos en Bogotá.

Cuando a finales del 2012 Estéreo Picnic anunció su cartel, ver esas dos palabras devolvieron la ilusión de verlos en vivo. Tanto así que debajo del árbol de navidad de ese año, destapé como regalo una entrada para el día domingo que tenía el nombre de The Killers en grande. Conté los días para que llegara el ansiado 7 de abril del 2013, día en el que además tocaban otros grandes y con mayor recorrido como Café Tacvba y New Order.

Hasta que llegó el día marcado para ver por fin a Brandon Flowers en persona, recuerdo que salió en plena presentación de New Order y luego, cuando por fin salieron los de Las Vegas a escena, quien venía conmigo me advirtió que la salida del evento en el Parque de la 222 estaba complicada (¿déjà vu?), al otro día  había que trabajar así que sólo nos podíamos quedar algunas canciones. Así que desde la tercera canción, Smile Like You Mean It, en adelante escuché el resto del concierto desde el parqueadero. Otra vez, me quedé sin verlos.

La tercera fue la vencida. The Killers es de esas pocas bandas internacionales que logran hacer por tercera vez un concierto en Colombia. Anoche, luego de la media noche ya siendo 24 de marzo, y luego de Lana del Rey, salió Brandon Flowers ante 30 mil personas (según datos de Estéreo Picnic) a demostrar porque siguen congregando a tantos fanáticos.

El headliner del día y del festival, salió en medio de la lluvia que en vez de aminalar la audiencia, la retó a cantar felizmente bajo la lluvia, a mostrar su Wonderful, Wonderful (2017), por eso salieron con The Man, como lo hicieron en sus recientes presentaciones en Lollapalooza. Venían presentando su quinto álbum pero también venían a reafirmar que son una banda que no es de épocas, que aunque aquella reciente placa no se equipara al Hot Fuss (2004) o Sam's Town (2006), tiene toda la potencia en vivo para emocionar a los asistentes con cada una de sus canciones y  a eso le hicieron oda.

Con un show impecable cargado de luces láser, una banda poderosa que sonó como ninguna anterior en la fecha (que en esta gira no contó con el bajista original Mark Stoermer, quien está en compromisos alternos), y la voz intacta de Brandon Flowers repasaron su discografía con éxitos como When We Where Young, Humans, All These Things That’ve done, Jenny Was A Friend of Mine, Miss Atomic Bomb,  A Dustland Fairytale, entre otras, que dejaron claro el legado de la banda luego de 17 años de vigencia en la escena.

Uno de los momentos claves de la noche fue cuando, al iniciar el éxito For Reasons Unknown, invitaron a un seguidor entre el público a tocar la batería de Ronnie Vannucci. Obvio,  escuchar en la voz de Brandon Flowers palabras como “Andrés de Bucaramanga” emocionó a los asistentes, ya habían realizado un experimento así en Argentina, y acá el público alentó al fanático en la tarima, a quien le fue bastante bien con las baquetas…sospechosamente bien.

La banda cerró su preciso show con Mr. Brightside, un éxito que ya alcanza a convertirse en clásico del rock. Como si fuera poco con la calidad sonora y el nivel de exaltación que logró en los asistentes, terminaron con juego de luces pirotécnicas dignas del cierre de un festival que alegremente, se escribe cada vez con letras más grandes.

Un futuro largo para The Killers, que sigan creando canciones y momentos para emocionar a sus fanáticos y no fanáticos, para hacerlos bailar y cantar y conquistarlos como si fuera la primera vez que los ven, eterna luz al Picnic que permite que la tercera sea la vencida para cumplirme a mi (y a muchos otros) una cita completa con Brandon Flowers.  

¿Qué te pareció este contenido?

Para comentar debe Register

Enviar