Esponjas venenosas

Arrojados al mar, los plásticos absorben además sustancias contaminantes que los convierten en peligroso veneno para la fauna marina y los humanos. | Radiónica Recodifica

Aparte de intoxicar a cientos de especies marinas que los confunden como alimento, de asfixiar a tortugas y otros animales, y de desintegrarse poco a poco en partículas minúsculas que terminan por acabar en las playas, mares y en el alimento de peces y seres humanos, los plásticos arrojados al agua salada del mar absorben otras sustancias que los hacen aún más peligrosos.

Según un artículo publicado en el portal de ecología TreeHugger, científicos observaron que los plásticos más comunes, usados como empaques en todos los tipos de industria, absorben varios tipos de "Contaminantes Orgánicos Persistentes" (COPs), sustancias tóxicas creadas por el hombre y con un tiempo de larga permanencia en el medio ambiente.

Los Pesticidas, insecticidas y herbicidas entran dentro de esta categoría, y llegan a contaminar los mares por distintos medios. Luego, los plásticos como el PVC, el PET y el polipropileno, que ya se encuentran en el mar, reunen estos compuestos, que terminan colándose en la cadena alimenticia y afectando a todo el ecosistema marino, envenando a los animales, a la flora y en últimas a los seres humanos que consumen alimentos de mar. 

Una preocupante noticia, sin duda, ahora que sabemos que así botaramos hoy el último empaque al océano, tendrían que pasar cientos de años para que se descomponga todo el plástico que contamina al mar en este momento. Lastimosamente, El Gran Parche de Basura del Pacífico seguirá existiendo más allá de nuestro tiempo.

¿Conocen campañas de voluntariado para limpiar los mares y ríos de nuestro país? Escriban a este correo.
 


Más información: "Un mar lleno de plástico"

¿Qué te pareció este contenido?