Después de 50 años de espera, llegó el primer concierto de The Rolling Stones en Colombia

Así fue el concierto de las piedras rodantes en Bogotá 

El pasado jueves 10 de marzo del 2016, la agrupación de rock más importante del mundo estuvo en escenario por primera vez en Colombia: The Rolling Stones. Y decir The Rolling Stones es muy fácil, comparado con la magnitud que implica tenerlos en frente, para darse cuenta que sí son y por qué son tan grandes.

Mick, Keith, Charlie y Ron llegaron con tres días de anticipación para aclimatarse y de paso conocer algo de Bogotá. Cada uno llegó con su familia y se alojaron en hoteles diferentes. Como dato curioso y como parte del irregular clima capitalino, el día del concierto de tres a cinco de la tarde se presentó una tormenta eléctrica descomunal, evento que a pesar de que ocasionó demoras en la entrada al evento, garantizó un buen tiempo durante la presentación horas más tarde.

E inició el tan esperado evento: El concierto abrió con un increíble espectáculo de juegos pirotécnicos y la canción Jumpin Jack Flash sencillo de 1968, extractado del álbum "Through the Past, Darkly 2", tema perfecto para abrir el concierto. Luego tuvimos la canción It’s Only Rock N’ Roll (But I Like It) del álbum homónimo de 1974. El tercer tema fue Tumbling Dice del álbum "Exile on Main St." del año 1972.

El cuarto tema de la noche correspondió a Dead Flowers, el tema escogido por votación en la pagina web de la banda, y perteneciente al álbum Sticky Fingers de 1971.

Luego vino el tema Beast of Burden del álbum "Some Girls" de 1978, teniendo como ivitado al colombiano Juanes en el escenario.  Después de este especial momento, vino la de magistral y sentida interpretación del tema Wild Horses de 1971.

El show continuó con un tema esperado por muchos, Paint It Black del álbum "Aftermath", un clásico con 50 años de lanzamiento.  Luego vino Honky Tonk Women, repitiendo así el álbum "Through the Past, Darkly 2" de 1968.

En este punto Mick hizo una pausa, presentando a cada uno de los miembros de la banda y a los músicos que los acompañaban durante esta gira: Darryl Jones (bajo, coros), Sasha Allen (coros), Karl Denson (Saxofón), Tim Ries (Saxofón y teclados), Chuck Leavell (Teclados, coros y percusión), Matt Clifford (Teclados, cuerno francés y percusión) y Bernard Fowler (Coros y Percusión).

Seguido de la presentación de la alineación, vinieron dos temas en línea con Keith Richards en las vocales: You Got the Silver y Before They Make Me Run, el primero del álbum "Let It Bleed "de 1969 y el segundo del "Some Girls" de 1978.

El concierto se parte en dos cuando repite el álbum "Let It Bleed" con una versión extensa del tema Midnight Rambler de casi diez minutos y con un solo magistral de Mick con la harmónica.

En este punto llega el tema Miss You repitiendo el álbum "Some Girls", con una interpretación destacada de Karl Denson y Tim Ries con solos de saxofón, y Mick, Keith y Ron disfrutando del show mientras se movían por la pasarela adjunta al escenario.

Luego regresaría al álbum "Let It Bleed" y el tema clásico Gimme Shelter, con el cual demostraron sin lugar a dudas al público porque son The Rolling Stones. Los juegos pirotécnicos regresan con el tema Start Me Up del álbum "Tattoo You" de 1981, para dar paso al color rojo en el escenario acompañadas de animaciones clásicas de las Satanicas Majestades. Con todo el glamour y al estilo del siglo 21 sonó el tema ya clásico Sympathy For The Devil. Luego se regresa al año de 1971 con el tema Brown Sugar, última canción del setlist y que dió paso al encore con el que finalizaría esta noche única.

El encore incluyó los temas insignia de la banda You Can't Always Get What You Want, con el respaldo del Coro de la Universidad Javeriana y (I Can't Get No) Satisfaction.  Un cierre perfecto para un show único e irrepetible, teniendo en cuenta al atmósfera que ofrecen los dos temas, la primera por sus icónicos  coros y la segunda por lo que significa en la historia musical de los Stones y del Rock.

Vale la pena decir, que en ningún momento los Stones se notaron cansados, mostrando un excelente estado físico a pesar de encontrarse ya casi al final de una extensa gira por Suramérica que comenzó el 3 de febrero en Santiago de Chile.

Personalmente después de haberlos visto con anterioridad puedo decir que el show estuvo excelente, quizás un poco corto. Sin embargo demostraron que con la edad de 70 años en promedio de sus miembros tocan con un nivel increíble,  con el mismo gusto y profesionalismo de sus inicios y con un impecable sonido. Lo mas importante aquí es que Bogotá tuvo la oportunidad de verlos antes que la banda deje de salir de Tour por el mundo. Simplemente uno de los mejores conciertos en la historia del país.

A continuación el video del show de Bogotá:

¿Qué te pareció este contenido?