20 años de 'Ay qué dolor' en Rock Al Parque

La fiesta de los 20 años de Rock Al Parque no podía ser la misma sin uno de sus protagonistas, Mario Duarte y su banda, por eso, aquí les contamos cómo fue su presentación.

Era 1990. Iniciaba la última década del siglo XX y el rock colombiano entraba en un periodo prolífico y determinante para sus próximos años. Ese año, el primero de unos buenos años para la música, nació La Derecha, una de las agrupaciones referentes del rock bogotano y colombiano. Hoy en día, y después de pasar por varias etapas, La Derecha sigue pisando escenarios, llevando lo mejor de sus canciones y su energía a su público.

En el barrio La Macarena de Bogotá, Francisco Nieto (quien en ese entonces ya había hecho parte de La Pestilencia) con Josué Duarte (percusionista del conservatorio de la Universidad Nacional), Juan Carlos "Chato" Rivas (productor y bajista), Carlos Olarte (realizador de televisión) y Mario Duarte, (el actor), dieron vida a un proyecto que si bien en un principio era una idea cultural y para pasar buenos ratos, terminó siendo una agrupación ícono del rock alternativo de nuestro país.

Este 2014 cumplieron 20 años de haber lanzado su primer álbum de estudio, La Derecha (con Ay Qué Dolor como su canción principal), bajo la producción de Richard Blair, y la celebración no podía ser otra que una reunión en Rock Al Parque, que también (y como muchas otras cosas este año) cumplió su primera veintena. La cita fue el lunes 18 de agosto, a las 7 y media de una noche fría y despejada. El escenario Eco del festival recibió, 20 años después, a Mario Duarte (igual de flaco y descomplicado) y su banda, sus amigos, sus hermanos de toda la vida.


Antes de la presentación los problemas con el sonido aparecieron. El equipo de técnicos en tarima se movía de un lado a otro, probando cada micrófono y tocando cada instrumento, mientras atrás, en una pantalla gigante, una cuenta regresiva y el saludo a lo lejos de los integrantes de la banda emocionaba a los espectadores. Con una ruana naranja, una chaqueta, una camiseta a rayas, unos jeans y un cencerro, el actor y cantante salió al escenario, feliz, saltando, dando vueltas, golpeando el cencerro y con la mejor actitud, diciendo que, "esos mismos problemas pasaban hace 20 años".


Canciones como Ay Qué DolorEl PuñalCinco Pistolas y Emociones, fueron calentando la presentación mientras el público las coreaba con el alma, una mano arriba y la otra en el corazón, y con imágenes de fondo que mostraban el paso de los años y los momentos vividos por la agrupación. 


Con Mario y el "Chato" 20 años más viejos, pero con la misma buena energía, La Derecha salió al escenario a decirle a su gente que aún están ahí, presentes, firmes, amando el rock, amando Bogotá y amando la calle. El reloj con la cuenta regresiva de la presentación corría, evidenciando que el tiempo se detiene cuando una banda como La Derecha cuenta todas sus historias, que al final son las mismas de su público, en 45 minutos.


En medio de la emoción, Mario, tranquilo y sin mayor preocupación, sirvió en un mug de Rock Al Parque y de una licorera que probablemente tiene desde que tenía el pelo largo, un trago de algo (no sabemos de qué), para los nervios o simplemente para brindar por la celebración. También, mientras Bertha Quintero (la mamá de Rock Al Parque), observaba su presentación a unos pocos pasos al lado de él, escondida en la tarima, la invitó a salir, la abrazó, le dio muchas vueltas (en la parte punk de Ay qué dolor) y, en una señal, más que de amor de agradecimiento, la besó en la boca.


Hubo tiempo de todo. De echar chiste, de arreglar el sonido y los micrófonos, de hablar con la gente, de recordar, de tirarse al piso, de tocar El Ratón y Tania (clásicos salseros) y de celebrar 20 años, 20 años de andar por Chapinero, La Soledad, La Macarena, La Candelaria, Usaquen, Kennedy, de sentir emociones, de apartarse y volver a reunirse, de reír y llorar, de cantar... Parece que todo hubiera pasado y la ciudad con bandas como La Derecha se hubieran quedado ahí, estáticas, mirándonos y guardando parte de nuestra memoria.


LaDerecha.com

¿Qué te pareció este contenido?