De Bruces a Mi: 20 años en torno al amor y la música

Pasión es esa sencilla pero amplia palabra en concepto con la que Mauricio Osorio, líder y voz, describe lo que ha hecho posible que la agrupación De Bruces a Mi se mantenga vigente. Esta, su banda -su razón de ser- que ahora cumple 20 años, ha sido una pasión que primero fue pensamiento, luego melodía y finalmente canción. 

Pasión es esa sencilla pero amplia palabra en concepto con la que Mauricio Osorio, líder y voz, describe lo que ha hecho posible que la agrupación De Bruces a Mi se mantenga vigente. Esta, su banda -su razón de ser- que ahora cumple 20 años, ha sido una pasión que primero fue pensamiento, luego melodía y finalmente canción. 

Increíble no es que De Bruces a Mi cumpla 20 años de carrera musical, la agrupación paisa ha hecho un trabajo constantemente en tarimas dentro y fuera del país para consolidar un sonido al que han denominado “reggae mestizo”, una fusión de melodías latinas con bases rítmicas de la música jamaiquina que se ha convertido en referente del género en Colombia.

Durante su recorrido, surcando mares y andando tierras, la banda ha construido cinco discos con los que ha experimentado diversos procesos musicales, estéticos e introspectivos con el fin único de plamar su esencia en cada una de sus creaciones, lo que ha hecho que a lo largo de estos años nos hayamos encontrado con canciones que son viajes sonoros, que conectan con la naturaleza y reflexionan sobre las prácticas humanas. 

Para celebrar sus 20 años, De Bruces a Mi inició su gira musical 20 revoluciones en la ciudad de Pereira, aquí y antes de su presentación conversamos un poco sobre su trayectoria, las renovaciones y el interés de seguir haciendo música como estilo de vida. Hablamos con Mauricio Osorio y sus compañeros y amigos de esta aventura musical, Julio Ángel y Camilo Mazo.

De forma precisa y contundente ¿Cómo ha hecho De Bruces a Mi para mantenerse vigente con 20 años de trayectoria?

Yo creo que es pasión lo que nos mantiene. No gusta mucho hacer lo que hacemos y cada día trabajamos por mantenerlo, y pues mira, ya han pasado 20 años desde que lo iniciamos.

Durante todo este tiempo ocurrieron muchas cosas en el mundo, por ejemplo, nuestra generación vivió el auge del Internet y de las redes sociales ¿Se acoplaron fácilmente a estas nuevas dinámicas de mercado y de conexión en el mundo?

Realmente siento que los cambios también se adaptan a nosotros y nosotros nos mantenemos firmes en el deseo de hacer música. Empezamos en una época donde no existían las redes sociales, ni las plataformas digitales donde ahora se propaga la música, y eso sí, es cierto, nos cogió por sorpresa, pero fue una sorpresa grata para nosotros porque gracias a esa aparición de las plataformas y las redes sociales fue que mucha gente empezó a compartir nuestra música, gente que ya la tenía en sus cd’s y que nos seguía en los conciertos empezó a compartir por sus redes también y así se fue haciendo más popular y sentimos que eso fortaleció al público de nuestra música en todo el país y fuera de él, así que la adaptación fue mutua y se fue dando de una manera natural. 

 

Y si seguimos hablando de cambios ¿cómo ven al público de hoy en día, a los seguidores del reggae, se ha renovado, es el mismo, ha crecido?

Uno va viendo que el público se va renovando. Uno siempre va viendo caras nuevas pero también ve caras que uno ya reconoce durante los años que llevamos tocando y que se mantienen y todavía van a los conciertos, eso es chévere. Pero pues en sí la escena independiente es una escena que se mantiene ahí, tiene su nicho que no es muy grande, y es una escena a la que siempre le faltará apoyo en la difusión, pero que siempre tiene un público que resiste y se mantiene ahí.

 

Y en cuanto a quienes hacen la música ¿sienten ustedes que hay nueva sangre de intérpretes haciendo música reggae comprometidos con la escena? 

Bueno, pues en Medellín especialmente hay unas buenas promesas en las bandas, hay buenos intérpretes con un talento impresionante, y yo siento que sí va creciendo y que la escena en general tanto de los artistas como del público, crece. O por ejemplo lo que pasa en Bogotá con el festival de reggae más grande de Suramérica (Jamming Festival) y por eso hemos visto que sigue aumentando, pero obviamente y en estos 20 años también somos conscientes de que esto es de momentos en donde la marea sube y otras veces donde la marea baja, sin embargo se mantiene y cuando esa marea sube, cada vez sube con más fuerza. 

Ya el reggae hace parte de la cultura alternativa de este país, si nos damos cuenta, siempre en los grandes, medianos o pequeños festivales de rock o alternativos del país, incluyen el género, siempre tienen un espacio para el reggae y eso es porque sentimos que esta música ya hace parte de la cultura alternativa del país. 

 

Cuando hablamos de reinventarse hablamos de muchas exploraciones que ustedes bien han aplicado en sus álbumes, hay en el mas reciente, Río A Mar (2018), una búsqueda muy conceptual tanto del sonido, como de la forma de presentar el álbum ¿Cómo se plantean entre ustedes esos nuevos retos que siempre llegan cuando se va a lanzar música nueva?

Yo creo que a uno como músico le toca reinventarse todo el tiempo, entonces obviamente vendrán nuevos objetivos para las nuevas composiciones y producciones y para eso hay que estar como un camaleón: todo el tiempo cambiante, y uno siempre va a tener diferentes perspectivas para hablar de ciertos temas, pero las líneas De Bruces a Mi en cuanto a lírica y composición en general siempre ha sido el amor, la música misma y la vida, entonces lo que puede cambiar es la estética de la forma en que contamos las cosas, pero las cosas que contamos siempre son las mismas, el amor, la vida… y siempre muy sensibles a abordar el tema ecológico y social desde diferentes perspectivas. 

Este año ya hemos lanzado dos sencillos, el primero que va como un tema romántico que grabamos junto a Lion Reggae, Palabras que callé, y hace poco lanzamos una versión acústica de la canción Las Huellas de Mi Zapato, que sentimos un poco más cumbia y con instrumentos acústicos. Entonces son dos temas muy diferentes, pero su naturaleza es la misma, solo cambia la estética. 

 

¿Sienten que el poder de la música se centra en su mensaje?

El poder que tiene una banda al estar en un escenario ante cientos o miles de personas es muy grande porque esa banda puede influenciar de cierta manera a todas esas personas que están escuchándolos, por eso sí sentimos que es de mucha responsabilidad estar ahí y por ende dar un buen mensaje. En este momento por ejemplo nuestro planeta tiene una gran problemática ambiental y eso hace parte de los temas sensibles a nuestra banda y tratamos de abordar esos temas en nuestras canciones.

 

Para las bandas que están empezando y para el público en general siempre se vuelve inquietante el poder saber cómo y en qué momento un proyecto musical llega a ser auto sostenible, ¿Qué les pueden decir ustedes, qué les ha dejado esta experiencia de años?

Claro, mira, acá hay que tener muy claro que siempre en toda banda debe haber un trabajo administrativo a parte del trabajo creativo, y que hay que ser muy organizado con ello. Hay que estudiarlo bien porque recurso que se consigue, recurso que se debe invertir bien, y para eso lo más clave es que hay que entender cuáles son los objetivos de la banda, y que todo lo que se haga sea por cumplir los objetivos. 

También es muy importante, sin duda, la disciplina. Nosotros empezamos por ejemplo en una época donde así para nosotros fuera muy importante la música, las demás personas se lo tomaban a nivel general como un hobby, hoy por ejemplo vemos que las nuevas bandas entran con un panorama mucho más claro sobre sus objetivos, y desde el principio empiezan a ver la banda como una empresa y con estrategia pueden lograr ser auto sostenibles. Y que tampoco se olviden de la perseverancia porque, como todo, hay altas y bajas, a veces en las bajas muchos tiran la toalla, pero no, hay que seguir el camino. 

 

Si alguien llega a conocer por primera vez a De Bruces a Mí ¿con qué canción les gustaría que lo hiciera?

Mauricio: La Marea

Camilo Mazo: El Poder de tu Alma   

Julio Ángel: Cautivo

 

Y si lanzamos un valor o frase corta para describir lo que ha sido De Bruces a Mi 20 años después ¿cuál sería? 

Mauricio: un estilo de vida

Camilo Mazo: el poder de tu alma

Julio Ángel: una aventura 

 

Tras su paso por Pereira De Bruces a Mi va camino a Cali y Manizales. Organizarán fechas para otras ciudades en el país, entre esas su amada Medellín, que irán anunciando en redes sociales y así mismo fechas internacionales que prepararán para el 2020. Su show para esta celebración a 20 Revoluciones es un en homenaje a toda su carrera, por eso canciones como Tu Amenaza, Cautivo y El Poder de tu Alma, no faltarán. 

 

¿Qué te pareció este contenido?

Para comentar debe Registrarse

Enviar