Girar por México, bandas regionales cuentan su experiencia

Planificar, asesorarse, profesionalizar y autogestionar. Recomendaciones de bandas locales para girar en México.

Salir de gira musical es uno de los procesos más esperados por las agrupaciones musicales. Es tal vez una decisión que confirma que su propuesta está consolidada y los supuestos tendrán respuesta en el camino, en escena.  Significa salir de su zona de confort, crear una puesta en escena, cautivar a nuevos públicos y construir una experiencia positiva que haga crecer a los músicos de forma grupal e individual.

Hacerlo dentro del territorio nacional puede ser cómodo, y esto no quiere decir que sea un trabajo fácil, sino que en temas de costos y contactos con productores las giras nacionales resultan menos complicadas que las internacionales, pues salir del país constituye un esfuerzo mayor tanto a nivel profesional como económico.

México es una de las plataformas internacionales de mayor aspiración para los músicos colombianos, no solo porque en México se han gestado propuestas musicales que han marcado la pauta sonora en Latinoamérica, sino porque es un país con una larga experiencia en conciertos de gran nivel y festivales de todo género, también un país donde el público es receptivo, pero sobretodo, crítico.

Bandas locales en el Eje cafetero e Ibagué se han lanzado a esta gran aventura: girar en el país Azteca, y a pesar de la corta experiencia de algunos proyectos, llegaron a México a promocionar su trabajo de manera profesional a través de conciertos y salidas en medios de comunicación obteniendo resultados efectivos.

Conversamos sobre esta experiencia con cuatro agrupaciones, les preguntamos sobre la gestión realizada para irse a girar por México, sobre la recepción del público a las bandas emergentes colombianas, y les pedimos algunas recomendaciones para que otras bandas locales se atrevan a dar el paso. Esto fue lo que nos contaron.

 

Al Ritmo de la Basura
(Pereira)

Con menos de dos años de creación, los integrantes de Al Ritmo de la Basura han llevado su proceso con disciplina, no solo en ahondar en su mensaje con sentido ecológico y el ingenio puesto en la construcción de sus instrumentos con materiales reciclados, sino en la gestión que realizan para dar a conocer su propuesta musical a otros públicos.

Durante el mes de septiembre de 2018, la banda realizó su primera gira internacional, en México promocionaron su primer álbum, De la basura y otros cuentos, una labor de autogestión que contó con la ayuda de un promotor de la ciudad, quien realizó algunos contactos en el país Azteca para poder presentarse en escenarios de rock y ska. La acogida de la propuesta fue muy positiva, tanto para los promotores que creyeron en ellos, como para el público que sin conocer los sonidos de la banda pereirana, bailó y compartió esa energía efectiva en cada uno de los toques que realizaron en el país.

“Uno de los momentos más significativos de la gira fue poder compartir escenario en la celebración de aniversario de La Tremenda Corte, que se celebró en un sitio icónico para la escena en Ciudad de México, ese día compartimos con 10 bandas más y fue realmente emocionante, el público nos acogió muy bien y muy interesados en nuestro sentido ambiental y la creación de nuestros instrumentos”.

“Lo que le recomendaríamos a las bandas emergentes nacionales es que sean conscientes de llevar un trabajo con disciplina y que piensen mucho en esa propuesta musical en vivo, que sea impactante y que enganche al público, ese en vivo es el momento perfecto para plasmar esa buena onda colombiana, además que el público mexicano se deja llevar por ser tan abierto y eso hay que aprovecharlo. Eso sí, es muy importante que se cuestionen antes de iniciar con la producción de una gira internacional sobre qué tan necesario es hacer esa gira. Si lo hacen no olviden llevar el ‘merch’ suficiente, pues allá se intercambia mucho entre los mismos músicos y ese compartir es muy bonito”.


White Noise
(Manizales)

La primera vez que la banda salió de gira internacional fue en el año 2015 a Argentina, y desde ese momento fueron conscientes de la importancia de expandir su música; para ello, México había estado siempre presente entre sus países predilectos, pero solo hasta el pasado mes de octubre pudieron presentar su más reciente álbum de estudio Ahora o nunca al público mexicano.

Estuvieron alrededor de 12 días visitando ciudades como Cuernavaca, Oaxaca, Puebla, Monterrey, Guadalajara y Ciudad de México, convirtiéndose en una gira muy productiva en la que lograron hacerse a contactos de promotores y productores importantes en Latinoamérica.

“El público mexicano es muy rockero, su cultura es muy nutrida y les gusta mucho el rock colombiano, son abierto, amables, y en todo momento te están brindando su apoyo. México es perfecto para conocer mucha gente que trabaja en el medio, y haciendo un buen trabajo se pueden conseguir muchos contactos necesarios para expandir la música que uno hace. Después de habernos presentado allí llegaron noticias sobre personas que nos vieron, y que posiblemente nos puedan dar cabida en otros espacios”.

“Como consejo a otras bandas emergentes que quieran salir del país, es que siempre piensen en grande, que piensen que la música que hacen es para expandir, deben fijarse unas metas altas y hacerlo sin afán pero sí con pasos firmes, esto por ejemplo a nosotros nos ha funcionado, pero también hay que tener mucho cuidado porque no faltan los estafadores que solo llenan de promesas las cabezas de los demás, y saber muy bien con quién se hacen estas alianzas”.


Metroy
(Armenia)

Las redes sociales para esta banda de electropop han jugado un papel fundamental para la gestión de contactos en otros países. Su más reciente gira en la ciudad de México, Metroy Tour 2018, fue gracias a esta autogestión, lo que los llevó a realizar ocho fechas en Ciudad de México, entre finales del mes de octubre e inicios de noviembre.

La experiencia en este país fue enriquecedora y muy diferente a lo que han hecho en Colombia, pues resaltan la cantidad de espacios y medios independientes prestos para servir como plataforma de visualización a las bandas que llegan del exterior, lo que se convierte según ellos en un “trampolín” de visualización. Para ellos, además, esta experiencia los hizo crecer como banda a través de la convivencia y las experiencias compartidas.

“Como consejo a las bandas que quieran ir a México les decimos que contacten a las personas indicadas y que busquen e indaguen a bandas que ya hayan estado en este país para que los orienten mejor, porque se pueden encontrar con gente que se quiera aprovechar de la necesidad o de las ganas que tienen las bandas  por salir y mostrar su música. También es importante que tengan ideas claras, que tengan un producto de calidad para mostrar porque aunque el público mexicano es muy abierto a las propuestas nuevas, también es exigente por la cantidad de bandas que hay en México. Lo más importante es que por lo menos tengan un amigo allá que los pueda guiar o contratar una agencia de booking para que les agenden una gira y así vayan de forma segura”.


Vox Fractal
(Ibagué)

Según la banda y a pesar de que hay colectivos generando circuitos para la música alternativa independiente en Colombia, cada vez se hace más complejo pensar en un proyecto musical autosostenible y esto es algo que afecta a los distintos actores del ecosistema musical, como ejemplo de ello es el cierre o la escases de escenarios musicales para la música alternativa. En México, por el contrario, un país con gran experiencia en conciertos masivos y festivales de diversos géneros, se presta para que haya una circulación ‘underground’ de igual importancia como lo son esos grandes eventos.

Por segundo año la agrupación llegó a México luego de haber vivido una primera experiencia gratificante e inspiradora para su nuevo trabajo discográfico: De la inercia, el Mito y la Semilla, hace más de un año. Esta vez para su gira, Siguiendo el mito, la agrupación trabajó un año en la planeación y búsqueda de agentes culturales y foros de visibilidad a los que pudieron asistir en lugares como Ciudad de México, Puebla, Texcoco, Celaya, Querétaro, Guanajuato, Irapuato, Salamanca, Morelia y Toluca.

“Lo que expresamos no es una perspectiva pesimista del mercado colombiano, sino una observación con el fin de generar más espacios de difusión y circulación para hacer las músicas alternativas partiendo de la experiencia y lo vivido en México, un país que ofrece otras formas de hacer las cosas y modelos pertinentes a implementar en Colombia”.

“Entre las recomendaciones que le haríamos a los artistas locales está el ir preparados desde un primer momento, profesionalizar la propuesta, y generar un plan estratégico con buena preproducción para que el desarrollo de la gira sea satisfactorio. Hay que aprovechar mucho más los espacios de reunión en Colombia de agentes culturales para generar redes de trabajo colaborativo, como los mercados culturales”

¿Qué te pareció este contenido?